INFORME MACROVERTEDERO LOECHES

Para empezar algunas fechas para contextualizar el problema:

 

• El último Proyecto de Residuos de la Mancomunidad del Este se presentó en julio 2014.

• El 30-07-2014, en la Mancomunidad el Este, nuestro ayuntamiento, ante la indefinición del proyecto, vota en contra. Esto es lo que dice en su web:

02/07/2014

 

El 30 de junio de 2014 se celebró Asamblea de la Mancomunidad del Este. En ella se aprobó la firma del Convenio que da inicio a los trámites necesarios para la implantación del Complejo Medioambiental de la Mancomunidad del Este, en el término municipal de Loeches.

 

El Convenio contempla la eliminación del Módulo, previsto en el anterior proyecto, para el tratamiento de los residuos mediante Plasma, así como el compromiso de no utilizar ningún sistema de incineración, ni la creación de vertedero alguno.

En el Plan Regional de Residuos Urbanos de la Comunidad de Madrid 2006- 2016, contempla cinco alternativas para el tratamiento de residuos: la gasificación y vitrificación mediante plasma, la eliminación en vertedero, la incineración, el compostaje y la biometalización y compostaje.

 

Si el convenio aprobado descarta las alternativas de la gasificación y vitrificación mediante plasma, la eliminación en vertedero y la incineración, será una de las dos restantes o ambas las que se utilizarán para el tratamiento de los residuos, es decir el compostaje y la biometalización y compostaje.

 

En el Convenio no se especifica que alternativa se utilizará, aunque contempla la exigencia de potenciar la reutilización, el reciclaje y la reducción de residuos como base fundamental del funcionamiento de la instalación.

 

Así mismo, el citado Convenio, contempla como premisa, el cumplimiento de las normativas medioambientales vigentes a nivel local, autonómico, nacional y europeo; y que se garantice la viabilidad medioambiental y la no afección a la salud de las personas.

El Ayuntamiento de Villalbilla, debido a la indefinición del proyecto que finalmente se lleve a cabo, ha decidido votar negativamente la firma del Convenio.

• El 15-10-2014 diversas plataformas anti-macrovertedero presentaron las alegaciones pertinentes al plan que fue

  presentado en julio de ese mismo año.

 

• El 3-11-2014 nuestro ayuntamiento informa sobre el proyecto en su web.

 

• El 5-02-2015 se publica en el BOCM la aprobación del plan del macrovertedero y se inicia un nuevo periodo de alegaciones que estará abierto hasta 23-03-2015.

 

• En una publicación con fecha 23-02-2015 se comentaba que los alcaldes de la Mancomunidad del Este habían asistido a una reunión informativa sobre el macrovertedero.

 

Manifiesto de Fernando Palacios, uno de los puntales del activismo contra el macrovertedero.

 

Un megaproyecto de macrovertedero en la puerta de nuestras casas.

 

Personas vecinas de Loeches y los pueblos y ciudades de alrededor decimos un rotundo NO a los planes de construcción y puesta en marcha de un megaproyecto que se pretende ubicar a escasos tres kilómetros de poblaciones como Torres de la Alameda, mejorada del Campo, Torrejón de Ardoz o Loeches.

 

En el mes de julio, ante la opacidad y falta de información sobre este proyecto y su desarrollo, un grupo de vecinas nos unimos para empezar a informar sobre los planes de construcción de un macrovertedero en el norte del municipio de Loeches, y elaboramos un manifiesto.

 

 

 

MANIFIESTO CONTRA EL MACRO-VERTEDERO

Desde hace algunos años las vecinas de Loeches y los municipios de alrededor estamos sufriendo una importante amenaza en forma de macro-vertedero.

 

Llevamos varios años movilizándonos para impedir su construcción. Nuestra lucha ha dado sus frutos durante estos últimos siete años, consiguiendo paralizar el proyecto con la ayuda de vecinos, asociaciones, colectivos, municipios, etc.

 

Actualmente se ha vuelto a poner el tema en la agenda con tanta celeridad, que tenemos noticias de su aprobación inminente.

 

El actual Proyecto de Residuos de la Mancomunidad del Este, incumple desde el principio la legislación vigente, al no contar con un programa de prevención (reducción) que es prioritario en la jerarquía de residuos.

 

Por otro lado, los organismos políticos involucrados no facilitan información concreta, aunque sí parecen tratar de convencer de un plan que nos es completamente ajeno, mediante el anuncio de que facilitará múltiples puestos de trabajo, con datos que por supuesto sólo ellos manejan, y que nunca han ofrecido para contrastar.

 

De acuerdo a la Ley 22/2011, de 28 de julio, de residuos y suelos contaminados, “las administraciones públicas, los interesados, y el público en general tendrán la oportunidad de participar en la elaboración de los planes y programas recogidos en los artículos 14 y 15” (Planes y programas de gestión de residuos, y Programas de prevención de residuos respectivamente).

 

Un plan como el Macro-vertedero, que no cuenta con las garantías necesarias, reduciría drásticamente nuestra calidad de vida, y de todas aquellas poblaciones adyacentes por el riesgo de padecer enfermedades derivadas de la toxicidad, con especial incidencia en la población infantil y mujeres embarazadas, como desarrollo anormal del feto y malformaciones congénitas, alteraciones en el sistema inmunológico y en el sistema hormonal, desórdenes en el comportamiento, aumento de la incidencia de diabetes, retraso en el desarrollo y cáncer, entre otras muchas.

La aprobación del convenio representa el inicio del procedimiento para la construcción de unas instalaciones de

gestión de residuos que recibirán una Autorización Ambiental Integrada (AAI) del órgano ambiental competente de la Comunidad de Madrid. Esta AAI en principio, para no alarmar a los vecinos, se puede otorgar para construir instalaciones que aparentemente realicen prácticas de gestión de baja toxicidad (por ejemplo separación). Pero la situación en poco tiempo puede cambiar, ya que la Mancomunidad del Este puede solicitar cambios o modificaciones sucesivas de la AAI de la instalación para realizar otras prácticas de gestión con emisiones peligrosas (por ejemplo incineración del gas de vertedero, del gas de biometanización y del gas de la estación depuradora, incineración de residuos combustibles, ampliación del vertedero, etc).¿ Quién controla esta situación dado que la Comunidad de Madrid no permite la participación pública en las decisiones? Esta práctica ha sido normal en cementeras, por ejemplo en Morata de Tajuña y en Olazagutía, a las que las comunidades autónomas recientemente les han otorgado nuevas AAIs para incinerar residuos combustibles con la opinión de los vecinos en contra. En resumen, no es recomendable construir una nueva instalación si no está garantizada la participación pública en las decisiones desde el inicio de los procedimientos, como marca la ley.

 

Todo esto nos lleva a deducir que puede existir un mayor afán de lucro, que voluntad de desarrollo de este proyecto siguiendo las disposiciones que dictan las leyes nacionales y europeas, en materia de calidad y evaluación ambiental.

Por tanto, en orden a lo anteriormente expuesto y en cumplimiento del artículo 45.2 de la Constitución que dice que, “los poderes públicos velarán por la utilización racional de todos los recursos naturales, con el fin de proteger y mejorar la calidad de vida (...)”, requerimos:

 

1. La cancelación inmediata del proyecto hasta que, siguiendo la legalidad vigente, no se haya elaborado y presentado el plan de reducción, y se haya informado y dado la opción a la ciudadanía de participar activamente.

 

2. Absoluta transparencia (publicando toda la documentación, proyecto técnico, actas de reuniones, etc) y participación ciudadana en todo el desarrollo del proyecto.

 

3. Consulta ciudadana o referéndum vinculante sobre la construcción del proyecto al final de todo el proceso descrito en el punto 1 y 2.

 

Vecinas/os de Loeches y todo el Valle del Henares, unámonos por el cambio de gestión de residuos que tenga en cuenta la REDUCCION, REUTILIZACION y RECICLADO de los productos y de los envases, por el bien de todas las personas y el medio ambiente, y en contra de los intereses económicos de unas pocas empresas.

 

Actualmente se sabe que pretenden sacrificar más de 1.402.407 m2; unos 182 campos de fútbol del tamaño del estadio Santiago Bernabeu.

 

Grandes extensiones de tierras de labor, heredadas de nuestros padres y abuelos, que han dado de comer a tantas generaciones, serán sacrificadas para siempre. Además, este proyecto no cuenta con las garantías para la salud ni el medioambiente, que desde las legislaciones españolas y europeas en materia de gestión de residuos se contempla.

 

Nos dicen que generará puestos de trabajo, pero aparte de ser una afirmación que habría que demostrar, queremos empleo sostenible. Son muchas las incógnitas que encierran este proyecto, y demasiado caras para la salud y el medioambiente las certezas.

 

Nos posicionamos a favor de proyectos sostenibles y que generen empleo de calidad. Por eso apoyamos un proyecto de residuos 0.

 

 

Fernando Palacios (biólogo del CSIC) nos dice que hay una alternativa a este macrovertedero: un proyecto de residuos 0, ubicado en un lugar que no suponga tal impacto medioambiental. Hay numerosas fábricas abandonadas cuyas instalaciones podrían ser aprovechadas y reutilizadas como planta de reciclaje.

 

Este proyecto de residuos cero estaría basado en un plan de reducción, de reciclaje y de reutilización con prácticas inocuas sin valorización energética donde los residuos sean considerados recursos y no materiales que hay que eliminar”.

 

Un proyecto de residuos 0 requiere, por un lado, de la voluntad de la administración y las autoridades competentes para desarrollar un plan cuyo máximo interés sería la formación de la ciudadanía en materia de reciclaje, la previsión de recursos para que esto sea efectivo y para que el proyecto contemple realmente la jerarquía de residuos (1. Prevención, 2. Preparación para la reutilización,...).

 

Por otro, necesita de una ciudadanía crítica, informada y formada; concienciada para llevar a cabo un consumo responsable.

 

Personas de los pueblos y ciudades de alrededor estamos organizándonos para impedirlo. Movilízate y no lo permitas. JUNTAS/OS SE CONSEGUIRÁ:

 

Si quieres más información escribe a:  inf.nomacrovertedero.loeches@gmail.com

 

Blog: https://nomacrovertederoloeches.wordpress.com

 

 

Algún otro dato:

 

• Localización: al norte de Loeches, lindando con Torres de la Alameda. En el triángulo que forman la M300, la M206 y la vía del AVE.

• El macrovertedero estará a 3.5 km de El Viso

• a 10 km de Villalbilla casco

• a 13 km de la zona más alejada del Robledal.

(Recordad que el radio de acción será de 20 km. a la redonda)

• Uno de los argumentos para defender el proyecto es que será fuente de empleo para la zona: nuestra salud valdrá

  71 puestos de trabajo.

• El proyecto que se ha sacado ahora, no es seguro que sea el definitivo, de momento parece que hay planta de separación de resto, de estabilización biológica y separación de contenedor amarillo. Ni siquiera se plantean planta de compostaje, así que creo que no está entre sus planes la separación selectiva de la materia orgánica. Lo único que si consiguen la AAI, autorización ambiental integrada, la tienen para 30 años, pueden hacer luego las modificaciones que les dé la gana.

• No es necesario que se produzca una incineración para que respiremos o estemos en contacto con productos cancerígenos. Los lixiviados y el biogás que producen los vertederos se escapa de estos y más tarde o temprano llegan hasta nosotros.